Descripción:

Cuando un caballo mueve las orejas será, normalmente, porque esté buscando el origen de un ruido. Pero además de esto, los diferentes movimientos que podremos verle realizar con las orejas tienen multitud de significados, convirtiéndose en uno de los principales métodos de comunicación para este animal.

Aprenda a saber qué quieren decir algunos de los movimientos más habituales que su caballo realiza con las orejas:

  • Orejas en constante movimiento: actitud habitual en un caballo confiado pero vigilante.

  • Orejas rectas o hacia delante: ha localizado un objeto que le inquieta.
  • Orejas verticales: claro síntoma de temor.
  • Orejas ligeramente hacia atrás: denotan irritación.
  • Orejas totalmente hacia atrás: el caballo está enfadado, dispuesto para pelear.
  • Orejas en sentidos diferentes: no habrá entendido lo que usted quiere solicitarle o decirle.

Además de esto conviene saber que si el caballo es joven, normalmente echará las orejas para tras al ser montado por el jinete, lo cual significa que todavía no reconoce a la persona (en ese momento y para el caballo, un intruso) que se ha situado tras él.
Debemos observarle también cuando duerme, momento en que dejará sus orejas caídas; si estando en esta posición no las levanta al menor ruido, deberemos vigilar su salud, porque éste es un claro síntoma de enfermedad.

 

 


Todocaballos.com